domingo, 19 de agosto de 2012

Siete líneas en la piel

_ ¿Por qué llevás tantas coronas en la piel?
Mi principal problema con los niños, digo niños pero en verdad hablo de niños y niñas, es que preguntan. Preguntan lo uno y lo otro y casi nunca preguntan sobre lo cómodo. Siempre prefieren lo que molesta, y si molestan en público es como si les resultara preferible. En privado, siempre suenan las preguntas más insignificantes, digo insignificantes pero en verdad hablo de lo cómodo.
Es necesario que acepte que, aunque me moleste, sus preguntas incómodas están formuladas de manera tan bella que me inspiran cuando busco el arte. A veces no me doy cuenta, o me doy cuenta después de un rato, que lo que hago lo hago tratando de responder, tal vez a esos molestos o tal vez a mí, esas preguntas que están hechas de las mejores palabras.
Y se enojan. Creo que la mayoría me teme. Los nuevos me preguntan una vez, los antiguos ya aprendieron que no hay respuestas en mí. O sí las hay pero, ¿cómo contestar? Hablamos un idioma parecido pero, ¿por qué llevo tantas coronas en la piel? ¿Cómo explicarles? Ni siquiera yo misma entiendo esos dibujos, pero sí, los llevo en la piel. Sé lo que significan, sí, lo sé para entenderlo, pero no lo sé para explicarlo. Y si pudiera explicarles, ¿entenderían?
_Son las coronas de los reyes a quienes les he cortado la cabeza.
Me retracto. Mi principal problema con los niños, digo niños pero en verdad hablo de niños y niñas, es que no entienden. Ellos eligen cuidadosamente las palabras para hacer preguntas pero se pierden en todas mis respuestas, en donde elijo mis mejores vocablos. Y no entienden, no entienden mis líneas, no entienden mis coronas, no entienden mis reyes decapitados, nunca entienden mis desenlaces, nunca entienden mis palabras.
_ ¿Cuántas son?
_Diez.
No entiendes mis letras pero, eso sí, entienden bien mis números.





MOST YOUNG KINGS GET THEIR HEAD CUT OFF

Al rey decapitado, Basquiat

4 comentarios:

Espíndola dijo...

En breves palabras explicaste uno de los sentimientos más curiosos, me pone tan tranquila leerte, volverte a encontrar, saber que estas bien y que estás.
Vi la Luna caerse insulsa como una mermelada en mi mantel , pero yo se que está en la gloria.Divinidad de divinidades.

Ay mujer, me trajiste la primavera, un suspiro con vida, yo que en este invierno me doy por muerta a mi vieja piel.

Metafora Zero dijo...

Si los pegasos brotaron del encuentro de la sangre que goteaba de la cabeza cercenada de Medusa con el humus de la tierra, ¿no has jugado con la idea de lo qué habrán parido tus cabezas?

Me encantó el bote que me dieron tus palabras ¡

Salud ¡

Espíndola dijo...

http://esquinadecolores.blogspot.com.ar/2012/08/el-pajaro-canta-hasta-morir-la-musa-de.html


Bon apetí, dejá de abrir pasadizos secretos en mi casa, salen cosas de aqui para allá, cosas magníficas, pero con una magia,d e una forma, me trajiste a la orilla algo que creí muerto.

Respira, pulmón rojo, pluma verde.
Para ti unas palabras.

Espíndola dijo...

veo, veo..
te veo , el día esta muy lindo.